Sin título-3

Medicina china: Tratamiento de la infertilidad en mujeres

Publicado el 13 marzo, 2015
admin

LinkedInTwitterFacebook

La infertilidad se define como la incapacidad de concebir un hijo de manera natural. Se considera que hay un problema de infertilidad cuando una pareja ha mantenido relaciones sexuales sin protección durante dos años, sin éxito. Y debido al decline de la fertilidad con la edad, durante un año cuando la mujer tiene más de 35 años. Como bien sabemos, la infertilidad puede ocurrir tanto en mujeres como en hombres. Por lo tanto, en una pareja la causa de no concebir puede venir por una de las partes o por ambas.

Desde la medicina china, es posible tratar prácticamente todos los casos de infertilidad en una pareja con una alta tasa de éxito a medio plazo. Los resultados no son inmediatos debido a que las causas que han originado el problema para concebir normalmente tienen un desarrollo prolongado, y muchas veces dependen de la constitución del paciente.

En caso de que haya dificultades por ambas partes, habrá que tratar a los dos miembros de la pareja hasta conseguir que estén en regulación energética por separado. Si nos centramos en la mujer, habrá que hacer, en primer lugar, un buen diagnóstico diferencial, detectando no solo anomalías funcionales sino también el grado de respuesta a la regulación.

En el caso de las mujeres, los factores que están acompañando a la infertilidad son:

  • Debilidad congénita. Es el caso de hijas de mujeres mayores con mala salud.
  • Exceso de trabajo. En el sentido de trabajar demasiadas horas sin el descanso adecuado y con una alimentación irregular durante años. Esta situación produce una insuficiencia del yin de riñón, y por mi experiencia sé que desgraciadamente es una situación muy frecuente en la sociedad actual.
  • Exceso de trabajo físico o ejercicio. Sobre todo en la etapa adolescente puede producir secuelas también a largo plazo en la fertilidad.
  • Exceso de factores patógenos. Estos son los casos en los que hay presencia de frío o humedad en exceso.
  • Alimentación. Exceso de consumo de alimentos fríos o de naturaleza fría, como pueden ser las ensaladas, helados, lácteos y alimentos grasos. Esta es una causa extraordinariamente frecuente, y a la que no se le presta la atención adecuada.

Los tratamientos son secuenciales debido a que estamos manejando una patología asociada a un ciclo, el ciclo menstrual, que es en cada momento distinto. Por tanto, lo primero que hay que comprobar es si los ciclos son regulares, o si están siendo afectados por factores externos como pueden ser el tipo de alimentación, ejercicio o sueño. Es decir, estamos manejando con delicadeza y atención un montón de factores que están íntimamente relacionados, y muchas veces ocultos.

En la mayor parte de los casos, los tratamientos combinan sesiones semanales de acupuntura, fitoterapia, si es necesario una dietoterapia adecuada a cada caso, y a veces cambios en el estilo de vida de la paciente. Estamos hablando de factores cronificados en el tiempo, que han dejado secuelas importantes en la función reproductiva y, por lo tanto deben ser abordados desde todos los puntos de vista y con todas las herramientas que contamos.

Si tu pareja y tú lleváis tiempo tratando de tener un hijo sin éxito, te animo a que vengas a mi consulta. Ahí encontrarás información, asesoramiento y tratamientos desde la mayor comprensión. Puedes pedir una cita llamando al 916315217.

Pamela Perea Duarte – Médico acupuntora

 

NUESTRAS ESPECIALIDADES Y  PRECIOS

 

LinkedInTwitterFacebook

Déjanos un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *